Travesía Nerja-La Herradura

El estado de la mar fue el protagonista de la travesía Nerja-La Herradura que el Club de Piragüismo Córdoba había programado para el sábado, 12 de julio.
Esta actividad, todo un clásico en nuestro calendario estival, se desarrolla a lo largo de 14-15 km. del litoral malagueño y granadino. Los palistas navegan junto a los acantilados, sorteando riscos y acercándose a preciosas grutas, en un mar turquesa de aguas cristalinas.

El embarque -en la playa de El Chucho, en Nerja- no fue nada complicado. A esa hora (10:30 h.), sólo el viento de poniente podía hacernos temer que la marejadilla se convirtiera en marejada y nos complicara la travesía.
En poco menos de media hora, Ángel Alba, Pepe Arranz, Manolo Berrios, José Luis Duarte, Luis María López, Maribel Medina, Domingo Ortiz, Juan Antonio Romero y Juancho Ruano habíamos terminado de superar -con mayor o menor dificultad- la zona de rompiente.
 
Comenzamos a navegar por las tranquilas aguas de Nerja, en dirección a la Torre del Maro. Las primeras millas nos sirvieron para aclimatarnos al oleaje y saludar a los turistas del Balcón de Europa y de la playa de Calahonda que nos acompañaban desde la orilla.
Incluso tuvimos tiempo para recomponer el grupo y tomar alguna fotografía.
 
Pero la cosa se complicó. Tras una parada técnica en una cala recogida, reemprendimos la travesía. La marejadilla se convirtió en fuerte marejada, con grandes olas que iban a más. Fue entonces cuando nos vimos obligados a buscar refugio en la playa de La Alberquilla, nada más atravesar el límite entra Málaga y Granada.
 
Como es fácilmente predecible, el desembarque no fue nada fácil. La fuerza del mar nos fue sacando violentamente hasta la playa, en una cala que, por si fuera poco, tiene un acceso por carretera más que tortuoso.
 
A pesar del complicado fin de fiesta, el balance final es más que positivo: la sensación de navegar por el mar y de vencer el empuje de las olas, la visión de los acantilados desde la otra perspectiva… en definitiva, la superación del reto, nos hizo a todos comenzar a tachar días a la espera de nuestra próxima travesía marinera, que será en septiembre en la costa del Cabo de Gata.
Esta entrada fue publicada en Actividades del club. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *